*
Circuncisión  
Imagen informativa de Nucleus

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Definición  

La circuncisión es la extirpación quirúrgica del prepucio del pene. El prepucio es el pliegue de la piel que cubre la punta del pene.

*

Razones para realizar el procedimiento  

El procedimiento puede realizarse por motivos culturales o religiosos. Por lo general, se realiza en bebés dentro de los primeros días de vida. Es posible que se realice a niños más grandes u adultos si existe un motivo médico.

Se cree que existen ciertos beneficios para la salud que se asocian con la circuncisión. Muchos profesionales de la salud creen que estos beneficios son escasos. La circuncisión puede asociarse con la disminución de riesgos de:

*

Posibles complicaciones  

Las complicaciones son poco frecuentes, pero ningún procedimiento está completamente libre de riesgos. Si está planificando realizarle la circuncisión a su hijo, el médico revisará una lista de posibles complicaciones, que pueden incluir:

  • Infección
  • Hemorragia
  • Reacción a fármacos usados para anestesia
  • Resultado cosmético insatisfactorio
  • Disminución de la sensibilidad del pene
  • Daño en la punta del pene

Los factores que pueden aumentar el riesgo de complicaciones incluyen:

  • Bebés con trastornos de sangrado
  • Bebés con antecedentes familiares de trastornos de sangrado
  • Bebés cuyas madres tomaron anticoagulantes durante el embarazo
  • Bebés con deformidades en el pene que necesitan del prepucio para la reparación de la deformidad
  • Bebés prematuros
  • Bebés con infecciones o ictericia grave en el momento de la circuncisión
*

¿Qué esperar?  

Antes del procedimiento  

  • El médico examinará minuciosamente al bebé. Esto se hace para asegurarse de que el bebé esté en buenas condiciones de salud y que el pene se vea normal.
  • Es posible que se realicen análisis de sangre u orina.
  • Es posible que al bebé se le de un chupete mojado con agua azucarada para que chupe. Esta práctica se ha asociado a disminución del dolor.
  • Se puede aplicar una crema anestésica sobre el pene entre 60 y 90 minutos antes del procedimiento. Esto ayudará a adormecer el área.
  • También pueden usarse anestésicos inyectables.

Anestesia  

Las investigaciones muestran que el mejor método de anestesia es un bloqueador nervioso. Es una inyección de anestesia que se aplica en el área que circunda el pene por donde pasan los nervios que van al pene. Esto hace que el pene se adormezca.

Descripción del procedimiento  

Se restringe el movimiento del bebé con cuidado sobre una camilla para bebés o con la ayuda de una persona determinada. Se inyecta la anestesia.

El médico retirará el prepucio del pene del bebé. Se retirarán las áreas donde el tejido sigue adherido al pene. Luego, se cortará el exceso de prepucio no deseado. En raras ocasiones, pueden usarse puntos para coser la parte restante del prepucio en su lugar. Se aplicará vaselina o un ungüento antibiótico en el pene. Se colocará una venda.

El prepucio puede extirparse de diferentes formas. Algunos médicos utilizan un simple bisturí. Otros pueden utilizar alguno de los tantos dispositivos para asegurar una circuncisión uniforme y, a la vez, apretar los vasos sanguíneos. Estos dispositivos incluyen la abrazadera Gomco, el aparato Plastibell o la abrazadera Morgen. El aparato Plastibell se deja en el lugar como reemplazo de las vendas. Se cae solo en cinco a ocho días.

¿Cuánto durará?  

Aproximadamente de 15 a 30 minutos

¿Dolerá?  

Con la anestesia apropiada, el bebé sentirá un dolor mínimo.

Cuidados después del procedimiento  

Después del procedimiento, asegúrese de seguir las instrucciones del médico, que pueden incluir:

  • Cambie el vendaje y limpie el área circuncidada en cada cambio de pañal.
  • Aplique vaselina o un ungüento antibiótico para prevenir que el pañal o la venda se peguen al pene.

Puede observase una inflamación notable del pene o una costra clara sobre el área de la circuncisión. El pene se curará completamente en el plazo de siete a diez días después de la circuncisión. Si se dejó un aparato Plastibell, se caerá solo en diez días.

*

Llame a su médico  

Después de llegar a casa, comuníquese con su médico si presenta cualquiera de las siguientes situaciones:

  • Observa una mancha de sangre más grande que el área de un cuarto en el pañal del bebé
  • El aparato Plastibell no se ha caído después de los diez días.
  • El pene o el área de incisión se ve rojo, hinchado, arde al tacto o segrega pus de color amarillo.
  • El bebé presenta fiebre o parece dolorido.
  • El bebé no moja el pañal en un lapso de 6 a 8 horas después del procedimiento
  • La cabeza del pene se pone azul o negra.

Si considera que está ante una urgencia, llame al servicio de emergencias .